domingo, 2 de marzo de 2014

BUÑUELOS DE VIENTO RELLENOS DE CREMA


Los buñuelos de viento son originarios de la cocina mediterránea, aunque hoy en día se hacen buñuelos en todo el mundo.
Son típicos de Pascua y de Navidad.
Como se hinchan y quedan con grandes huecos por dentro, se pueden comer solos, rebozados en azúcar o rellenos de crema.
Hoy os enseñaré ha hacer tanto el buñuelo como la crema. Os pongo todos los ingredientes juntos para que tengáis claro cuanto vais a necesitar, pero sólo en la foto, la receta os la doy por separado.

Ingredientes para los buñuelos :

1/4 L. de agua, 70 gr de mantequilla, 1 pizca de sal, 1 cucharada de azúcar, 125 gr de harina, 4 huevos y aceite de girasol para freír.

Ingredientes para la crema:

1/2 L. de leche, 2 huevos, 90 gr de azúcar, 22 gr de harina, 23 gr de maicena, esencia de vainilla, y una ramita de canela para aromatizar.

Preparación de los buñuelos:


En una olla ponemos el agua con la sal, el azúcar y la mantequilla a hervir.

 Cuando empiece a hervir echamos la harina de golpe.



 Retiramos del fuego y removemos con una cuchara de madera hasta formar una bola como la que se ve en la foto que se despegue de las paredes de la olla. Dejamos que se enfríe ligeramente.


Es el momento de ir incorporando los huevos y lo haremos de uno en uno, es decir, hasta que no tengamos bien incorporado uno no echaremos el siguiente y nos quedará como una crema muy espesa.

Con dos cucharillas de las que se usan para el café con leche iremos echando bolitas del tamaño de una nuez o un poco menos, tenéis que tener en cuenta que una vez que toquen el aceite se hinchan.


Vamos friendo a fuego suave. Mi vitrocerámica llega hasta 9 y como podéis ver en la foto la he puesto a 5.
He puesto un plato con papel de cocina y los he ido pasando ahí para quitar el exceso de aceite y enseguida los he rebozado en azúcar.

Y ahora vamos a preparar la crema.

 Batimos en un poco de  leche  los dos huevos.


Y batimos también la maicena y la harina.


Ponemos un cazo al fuego con el resto de la leche, la rama de canela, el azúcar y una cucharadita de esencia de vainilla



Cuando hierve, bajamos el fuego y echamos lo que hemos batido y removemos con alegría hasta que espese.




El siguiente paso es enfriarla para rellenar los buñuelos. se les da un corte con la tijera y como por dentro están huecos, los rellenamos con la manga pastelera.


Han salido buenísimos !!! Espero que los hagáis y me contéis.
Buen provecho !!!